COMIC SCENE: Las Lecturas de Fancueva
V. Kingdom Come

‘X-Force de Chris Yost y Craig Kyle 2’, mutantes llevados al extremo

La travesía que propone este, el segundo volumen que Panini dedica a los X-Force de Chris Yost y Craig Kyle, comienza con un enfoque aparentemente desgastado: X-Force enfrentándose a un enemigo poderoso que amenaza con desatar el caos en el mundo mutante. Sin embargo, los escritores, aliados con el que sigue siendo mejor arma de toda su etapa al frente de la agrupación mutante, el artista Clayton Crain, logran infundir nueva vida a esta fórmula trillada al sumergir al equipo en un conflicto moral que cuestiona los límites de su misión y la ética de sus métodos.

A lo largo de estos números, vemos cómo los miembros de X-Force luchan no sólo contra enemigos externos, sino también contra sus propias dudas y demonios internos. Personajes como Wolverine, Domino y Warpath son llevados al límite, enfrentándose a decisiones difíciles y consecuencias devastadoras…bueno, todo lo devastadoras que pueden ser las consecuencias en una serie Marvel inserta en la continuidad y dependiente, al 100%, del dichoso statu quo. De hecho, mientras que la profundidad de los personajes es un punto destacado y el tratamiento que ofrecen los escritores de algunos de ellos es soberbio, ésta se siente puntualmente eclipsada por una trama que se tambalea entre el melodrama excesivo y la acción superficial.

Uno de los aspectos más controvertidos…de nuevo, todo lo controvertido que puede ser un tebeo Marvel —y me vais a perdonar mi escepticismo, pero uno es ya perro viejo y desoye por completo los constantes cantos de sirena de polémicas y movimientos editoriales supuestamente impactantes—…de esta colección es ‘X-Force: Sex and Violence‘, una miniserie que intenta ofrecer una dosis adicional de acción y violencia explícita. Si bien es cierto que las historias contenidas en dicha miniserie pueden ser emocionantes para algunos lectores, los más sensibles del lugar podrían encontrarlas gratuitas e incluso sin sustancia, más preocupadas como están por el shock value que por la narrativa significativa.

Tras ella, la saga ‘X-Necrosha‘, que ocupa una parte significativa de este volumen, ofrece un cambio de ritmo bienvenido al introducir una amenaza más grande y escalofriante. Sin embargo, a pesar de su potencial, la ejecución a menudo se siente apresurada y desarticulada, con personajes y subtramas que son introducidos y abandonados sin una resolución satisfactoria. Que estamos hablando de mutantes y la muy alargada sigue siendo a día de hoy la sombra que proyecta sobre ellos las enseñanzas de Chris Claremont, por mucho que sus fórmulas debieran estar hace tiempo superadas.

Contando, como decíamos antes, con Clayton Crain como mejor valedor en términos gráficos de los esfuerzos de Yost y Kyle —ni Mike Choi ni Gabrielle Dell’Otto están a la altura de lo explosivo y tenebroso del arte pasado por pátina digital del dibujante yanqui—, lo que este volumen ofrece se puede resumir en una mezcla de emociones que van desde momentos de brillantez hasta decepciones palpables. Si bien hay aspectos positivos también hay áreas donde la serie flaquea, ya sea debido a tramas desarticuladas o intentos cuestionables de aumentar el factor de impacto a través de la violencia excesiva. En última instancia, ‘X-Force’ sigue siendo una lectura intrigante que satisfará, y mucho, a los Marvel zombies más recalcitrantes, pero no logra alcanzar las cotas que servidor demanda, hoy por hoy, a un tebeo de superhéroes. Exigente y exquisito que se ha vuelto uno. ‘Nuff said!!!!!!

X-Force de Chris Yost y Craig Kyle 2

  • Autores: VVAA
  • Editorial: Panini
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 400 páginas
  • Precio: 48 euros
Oferta

Artículos destacados

Deja un comentario

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar