COMIC SCENE: Las Lecturas de Fancueva
V. Kingdom Come

‘El abismo del olvido’, grande, INMENSO

Tres años. Tres largos años, cabría apostillar, hemos tenido que aguardar, pacientes, para que Paco Roca nos regale una nueva muestra de su tremendo hacer sobre el papel. Para los que no llevéis las cuentas y penséis algo así como «pero ¿no salió algo de Roca el año pasado y el anterior?», la respuesta es sí, pero un sí muy matizado. Acostumbrados como estábamos —vale, mal acostumbrados, pero el único responsable de eso es el valenciano— a que Roca nos deleitara los paladares comiqueros en una fiel cita anual, no es sin embargo la primera vez que hemos de esperar a encontrarlo rezando como autor completo en la portada de un tebeo. De hecho, si os vais a la reseña que le dedicamos en 2020 a ‘Regreso al Edén‘, podréis comprobar que el arranque de la misma es muy similar a la de esta entrada —algo completamente casual, palabra, que no la he repasado hasta escribir estas primeras líneas—, quejándonos igualmente por aquél entonces de que no habíamos tenido a un Roca al 100% desde dos años antes. Por aquél entonces, el golpe quedaba algo mitigado porque, entre la magistral ‘La casa’ y la citada ‘Regreso al Edén’, aunque Roca no había firmado nada en solitario, sí que había participado en dos proyectos originales, un hecho que, desde 2020 hasta hoy no podemos afirmar puesto que las dos únicas «novedades» que habíamos podido disfrutar provenientes de su talento eran ‘El dibujado‘ —que, aunque nos dejó alucinados, no es una «novela gráfica» de las que siempre queremos leer del autor— y el integral de ‘Memorias de un hombre en pijama‘. Dos caramelos que nos dejaron con mucha hambre. Un hambre que ahora se ve saciada, y de qué manera, por ‘El abismo del olvido’.

Si bien es esta una obra que Roca firma junto al periodista Rodrigo Terrassa, espero que éste último no se ofenda si por un casual llega a leer estas líneas al encontrarse la afirmación de que estamos ante un tebeo 100% Roca. Temática, formato, fondo… todo nos habla de manera indefectible de las cualidades que tanto hemos llegado a apreciar del autor valenciano. De hecho, este tebeo viene a reforzar una pregunta que no sé muy bien si alguien me lanzaba en algún punto de los pasados doce meses o si era algo que leía en alguna parte de la web: ¿es todavía posible hacer tebeo social sobre la Guerra Civil / Posguerra? La respuesta de Roca y Terrassa, de una contundencia que impone, es que SÍ —de hecho, cuando escribo estas líneas espero impaciente la llegada del primer álbum de ‘Las cinco banderas‘ de Pau, que gira en torno a la Guerra Civil y más allá y que, seguro, es una puñetera e indispensable gozada. Es más, no sólo es posible, sino necesario, que el tebeo actual siga mirando al pasado de nuestro país para hacer memoria sobre lo que las generaciones que nos precedieron hubieron de vivir durante las casi cuatro décadas en que España estuvo sumida, al menos en parte, claro, en el miedo y la incertidumbre.

‘El abismo del olvido’ no engaña en ningún momento, ni sobre cuál es su temática —precisamente reclamar que la ley de memoria histórica no dependa del vaivén de nuestro gobierno— ni, sobre todo, cuál es su posición ante mucho de lo que rodea a la situación socio-política española. Y eso, sinceramente, es decididamente positivo. En un país en el que cada vez estamos más acostumbrados a medias verdades y que nos veamos obligados a ejercer, por causas de fuerza mayor, el olvido temporal para poder copar con la realidad que se dicta desde Moncloa —y otros puntos de la geografía política de la península— leer un volumen que llama a las cosas como son, que dice las cosas como las piensa y que no se arredra a reflexionar, como es debido, sobre el absurdo de querer impedir a los hijos de aquellos que murieron bajo la bota del régimen dar digna sepultura a sus padres, hermanos, tíos…porque, joder, seamos francos y algo malhablados ¿por qué cojones debería ser la memoria histórica un arma política y no un derecho inalienable del que la solicite? ¿Por qué imponer un laberinto burocrático —y ya sabemos cómo se las gasta la burocracia en nuestro país— en lugar de facilitar las cosas? ¿Por qué? ¿POR QUÉ?

Ese por qué es el que guía a Pepica, la protagonista de ‘El abismo del olvido’ a querer que se desentierren los restos de su padre, muerto por fusilamiento una vez terminada la guerra, de la fosa común en la que se halla desde comienzos de los años 40. Y, cuidado, que Pepica no es un personaje ficticio, crisol, como cabría pensar, de las muchas voces que, aún hoy, claman por recuperar a sus familiares. No, Pepica es Josefa Celda, hija de José Celda, enterrado en Paterna, Valencia, junto a no se sabe cuántos cadáveres más, hasta que ella, la que queda, con la férrea voluntad de cumplir la última voluntad de su madre, decidió que ya era hora de hacerla realidad amparada por los últimos estertores de la ley de memoria histórica antes de que el gobierno de Rajoy le diera carpetazo aludiendo falta de fondos. Sí, claro, y nosotros, los españoles de a pie, vamos y nos lo creemos.

Enhebrada la lucha de Pepica con el relato de la vida de su padre…la vida y la muerte, claro…, y con reflexiones, lúcidas reflexiones, sobre nuestra sociedad, con argumentos irrefutables acerca de qué se puede olvidar y que no se debería olvidar nunca y con emociones, hondas emociones que nos atrapan, nos acongojan, nos cabrean, nos hacen llorar, Roca y Terrassa nos invitan a subirnos a una montaña rusa perfectamente diseñada para que nuestro interés no pueda decaer en ningún instante y nos «obligue», o al menos así fue en nuestro caso, a dar cuenta de estas casi 300 páginas de una sola sentada. Una obligación que no podemos cumplir con mayor agrado ni intensidad, llevados en volandas como somos por un despliegue visual que, y esto no extrañara a nadie que alguna vez se haya acercado a un título de Roca, está, simplemente, a otro nivel.

Dar cuenta aquí de la asombrosa cantidad de recursos de que el valenciano dispone en su mochila para sorprender al lector, incluso al lector más avezado, sería tarea onerosa y fútil. Baste decir que, te podrá gustar más o menos la (engañosa) simplicidad de su trazo —porque nada hay de simple en él, nunca lo ha habido—, pero si llevas tiempo leyendo tebeos y eres de los que se aperciben de cuando una narrativa funciona a más niveles que el de la mera conexión entre viñetas y, sobre todo, valoran el que así se haga y no estemos ante una simple concatenación de cuadradillos ilustrados, creemos que es imposible que no colijas con la aseveración de que, en ese sentido —y otros muchos— Paco Roca es un genio. Y no porque lo digan sus muchos premios y reconocimientos, sino porque lo atestiguan las ya incontables páginas en las que exudan NOVENO ARTE por sus cuatro lados: hay aquí, en este superlativo tebeo, instantes en los que, aún a sabiendas de ese tirar de nosotros que hace el ritmo de la lectura, es imposible no detenerse para admirar el ingenio a la hora de dar forma visual a conceptos o ideas de cierta complejidad que, en manos de Roca, se vuelven un juego de niños.

Y son esos, unidos a un conjunto que destaca por su lucidez, en cualquier terreno que uno quiera medirla, los que sitúan a ‘El abismo del olvido’ en una posición que, entre otras cosas, logran que nos olvidemos de un plumazo de los dos años que hemos estado sin un «Roca nuevo». Cuando cerramos el volumen nos queda la sensación de haber acudido a algo singular, una celebración de muchas cosas, de la libertad, sí, y de la justicia, también, pero sobre todo de un medio, un medio que no hace más que crecer verbigracia a nombres como el de Roca que lo adoran, que lo respiran, que sólo quieren seguir viéndolo madurar y que, a fe nuestra que lo hace cuando detrás hay talentos como el suyo para mostrarle el camino. Grande. INMENSO. I.N.A.B.A.R.C.A.B.L.E.

El abismo del olvido

  • Autores: Paco Roca y Rodrigo Terrassa
  • Editorial: Astiberri
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 296 páginas
  • Precio: 25 euros
Oferta

Artículos destacados

Deja un comentario

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar